Hakujaden (Panda y la serpiente mágica) © TOEI COMAPANY, LTD.

Iniciamos una serie de conferencias online dedicadas al cine japonés en las que investigadores y especialistas nos permitirán conocer más sobre una cinematografía centenaria que aún sigue sorprendiendo por su enorme riqueza. Para dar comienzo a esta serie hablaremos de animación, en concreto, de sus orígenes, de la mano de una las mayores especialistas españolas en el tema, la Dra. Laura Montero Plata.
 
En esta conferencia, Laura Montero nos hablará de la generación de cineastas que, desde Toei Dōga, el primer gran estudio de animación, asentaría las bases del anime clásico implantando un modelo narrativo y un sistema de formación que marcaría a múltiples generaciones de animadores. Autores como Yasuji Murata o Kenzō Masaoka y el productor y fundador del estudio, Sanae Yamamoto, asentarían las bases sobre las que crecieron cineastas como Yasuji Mori, Hayao Miyazaki, Isao Takahata o Mamoru Hosoda que han convertido a la animación japonesa en un fenómeno global.
 
Datos de la Conferencia Online:
Fecha: miércoles, 29 de julio de 2020.
Hora: 18:00 horas CEST (UTC +2).
Lugar: Online.
Participación gratuita hasta completar el aforo. Requiere inscripción previa para asistir a través del siguiente enlace: https://us02web.zoom.us/webinar/register/WN_PqKjn3HaTie4sXqKmGw6Sw
 
Conferencia
El anime como industria dio su pistoletazo de salida en Japón con el nacimiento de Toei Dōga en los años cincuenta. Este estudio fue el responsable de crear la primera película de animación en color nipona, Panda y la serpiente mágica (Hakujaden, 1958), y de arraigar un estilo que sigue vigente hoy en día. Sin embargo, los orígenes de la animación japonesa se remontan al mismo nacimiento del cine y a la labor de una serie de pioneros que experimentaron con la técnica y adaptaron el lenguaje y la narrativa al mercado local.
En sus inicios, la transmisión de habilidades, técnicas y conocimientos prácticos de la animación fue el eje en el que se sustentó el aprendizaje del medio. Antes de que se crearan escuelas de animación y se fundaran los grandes estudios, la animación se abrió camino y tomó forma a partir de la interacción entre individuos; más concretamente a través del minarai –el aprendizaje a través de la observación–, por el cual la relación establecida entre un maestro y su discípulo permitía el desarrollo del arte en el lugar de trabajo. Inicialmente este intercambio se produjo en pequeños talleres domésticos, mucho antes de que los primeros estudios profesionalizados irrumpieran en escena.
Si bien fueron tres las generaciones de animadores en Japón que ayudaron a desarrollar el medio cinematográfico, presentamos aquí un recorrido por la segunda generación de estos cineastas; responsables de la creación del primer gran estudio de animación en Japón y de asentar las bases del anime clásico. Toei Dōga implantó un modelo narrativo y un sistema de formación que marcaría a múltiples generaciones de animadores que incluyen grandes cineastas como Yasuji Mori, Hayao Miyazaki, Isao Takahata o Mamoru Hosoda.
A través del repaso a la vida y obra de los animadores Yasuji Murata –uno de los grandes precursores de la animación de recortables (kiri-gami) –, Sanae Yamamoto –productor y fundador de Toei Dōga– y Kenzō Masaoka –introductor del cel y el sonido, así como figura clave de la concepción de Toei Dōga–, proponemos un repaso por las carreras de los directores que dieron forma a la industria del anime.
Laura Montero
 
Conferenciante
Laura Montero Plata es doctora en Historia del Cine por la Universidad Autónoma de Madrid y licenciada en Comunicación Audiovisual por la Universidad San Pablo-CEU. Forma parte de la redacción de A Cuarta Parede. Ha publicado en revistas como Secuencias, Cahiers du Cinéma España, Caimán Cuadernos de Cine, 24 Monthly o Con A de Animación, Otaku Bunka y ha sido colaboradora del Festival Cines del Sur. Ha sido programadora y co-organizadora de la Semana de Cine Japonés Actual de la EOI de Madrid entre 2010 y 2017. Experta en anime y cine contemporáneo japonés, Montero tiene una vasta experiencia como docente e investigadora. Sus líneas de investigación se centran en la historia del cine, la identidad cultural y en cómo la memoria influye en la construcción intelectual de la identidad en el cine.

 Es autora de los libros El mundo invisible de Hayao Miyazaki (actualmente en su octava edición) y Biblioteca Studio Ghibli: La princesa Mononoke. Ha publicado en inglés, francés y español sobre otros autores como Isao Takahata, Satoshi Kon, Kenzō Masaoka, Hirokazu Kore-eda, Kim Jee-woon o Shunji Iwai. Desde 2017 participa en el Ciclo de conferencias itinerantes en Centroamérica y Suramérica organizado por Fundación Japón. Actualmente trabaja en el departamento de producción del estudio de animación canadiense Tonic DNA.